CAMPAÑA PERMANENTE DEL IMSS PARA PREVENIR ENFERMEDADES VENÉREAS

·     Son los jóvenes los más expuestos a estos padecimientos.

·     Sexo seguro y  condón, medidas preventivas importantes.

·     Sífilis, chancro, papiloma humano y sida,  las más frecuentes.

 

Las enfermedades de transmisión sexual son padecimientos constantes que afectan tanto a jóvenes como adultos en edad reproductiva principalmente, por lo que el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) mantiene de forma permanente  sus programas de información para prevenir estos males.

 

El doctor Juan Ramón Muñoz, médico de la Unidad de Medicina Familiar (UMF) número 33 del IMSS en Tijuana, indicó que está vigente el exhorto a la población para tomar las medidas necesarias y evitar complicaciones en la salud.

Explicó que las infecciones de transmisión sexual son un conjunto de afecciones infectocontagiosas y pueden ocurrir por  contacto vaginal, anal u oral;  se manifiestan de manera silenciosa, ya que sus síntomas aparecen de 10 a 15 días después del contagio. Incluso, dijo, hay algunas de ellas que no se detectan hasta meses o años después como el VIH Sida, sífilis y Papiloma humano.

 

Por ello, dijo el doctor Juan Ramón Muñoz, en el IMSS se recomienda el uso del condón, la higiene genital después de cada relación sexual y evitar la promiscuidad; para ello, en los módulos de PrevenIMSS ubicados en todas las  UMF  se cuenta con la dotación de preservativos para la libre demanda del derechohabiente en los que también se puede solicitar asesoría en materia de salud reproductiva.

 

Entre las infecciones de este tipo, el más común es el herpes genital que se manifiesta con la aparición de llagas en el área genital, glúteos, muslos o boca si se ha practicado el sexo oral. También hay picazón u ardor en la zona con lesiones.

 

Otra es el chancro blando que se presenta hasta dos meses después del contagio con una úlcera que no duele pero es visible en el surco del prepucio.

 

Una de las enfermedades venéreas con consecuencias más graves es la sífilis, que se desarrolla en tres etapas. Dos meses después del contagio aparece una úlcera labial que generalmente cicatriza y desaparece. Posteriormente se presentan lesiones en manos y pies que se caracterizan por múltiples pápulas (como granos de lenteja) indoloras, aunque pueden aparecer en cualquier parte del cuerpo.

 

Por último, aparece una úlcera dolorosa en el surco prepucial del pene y existen complicaciones y secuelas con lesiones en articulaciones, sistema nervioso central y problemas cardiovasculares.

El doctor del IMSS aseguró que las enfermedades de transmisión sexual son curables  con tratamiento a base de antibióticos, pero deben ser diagnosticadas y tratadas a tiempo, sin embargo; el Instituto exhortó a sus derechohabientes y público en general a prevenir el contagio practicando el sexo seguro, con el uso del condón, procurar sólo una pareja sexual y evitar la promiscuidad. 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *